20 de octubre de 2018
ÚLTIMAS NOTICIAS:
Mundial con TVP
Vídeo

Al ritmo de Yatra, los colombianos homenajean a su selección en El Campín

RUSIA 2018 COLOMBIA

Bogotá, 5 jul (EFE).- El estadio El Campín de Bogotá se tiñó hoy de amarillo y bailó al ritmo de la música de Sebastián Yatra para recibir a la selección colombiana, que regresó al país tras quedar eliminada en los octavos de final del Mundial de Rusia a manos de Inglaterra.

Los aficionados, vestidos con las camisetas del equipo cafetero, colmaron desde temprano las tribunas del escenario deportivo y algunos de ellos llevaron carteles, como uno curioso que levantó una mujer que decía: "Pekerman te amo (era gol de Bacca)", en referencia al gol que le anularon al artillero del Villarreal ante Inglaterra.

También llegó al estadio un grupo de militares que llevaban la casaca tricolor y gorras del Ejército, así como gente con banderas colombianas, algunas personas con las caras pintadas y otros con cornetas en mano para animar a los jugadores.

La selección arribó cerca de las 12.00 hora local (17.00 GMT) tras más de 13 horas de viaje desde Kazán, la ciudad rusa que fue su cuartel en el Mundial.

Desde el Comando Aéreo de Transporte Militar (CATAM), donde aterrizó el vuelo chárter que la trajo de Rusia, la delegación colombiana inició un recorrido de más de una hora y media por la Avenida El Dorado hasta llegar a El Campín.

El primero en bajar fue el seleccionador, José Pekerman, quien llevaba puesta la camiseta del capitán, Falcao García, y no pudo disimular la emoción por el recibimiento en las calles de Bogotá que les dieron los colombianos a él y sus dirigidos.

Entre tanto, Sebastián Yatra saltó al escenario y cantó sus éxitos "Robarte un beso" y "Traicionera" mientras los asistentes lo grababan y saltaban.

Después cantó "Love" y en ese momento saltaron a la cancha los futbolistas y el cuerpo técnico, que pese a la celebración no consiguieron ocultar su frustración por la eliminación del Mundial.

En la cancha, algunos de los jugadores recibieron máscaras con sus rostros y tuvieron que evadir las personas que invadieron la cancha para conseguir un autógrafo o una foto.

Luego subieron al escenario y quien tomó el micrófono fue Pekerman, que le agradeció a los colombianos el multitudinario recibimiento.

"Gracias a todos por este recibimiento, a todos los 50 millones de colombianos. Estamos muy emocionados (...) les podemos decir que no somos ni ganadores ni perdedores, estamos orgullosos de esta camiseta", dijo el estratega argentino.

Los agradecimientos también llegaron de boca de Falcao y de Yerry Mina, la gran figura de Colombia en el Mundial con los tres goles que anotó en igual número de partidos disputados.

Luego subieron a la tarima unos niños que les leyeron cartas a sus ídolos, en medio de las lágrimas, y el evento concluyó con todo el estadio cantando al unísono el himno nacional.

Ampliar texto
Más vídeos